Arplast venta on-line de  mascarillas  y pantallas de protección

NUEVOS PRODUCTOS ARPLAST

Las mascarillas de protección y las pantallas de protección han pasado a un primer plano de la actualidad.

Desde que comenzara la pandemia del COVID 19, tanto las mascarillas como las pantallas de protección se parecen a  las llaves de casa, no se puede salir sin ellas y dibujando el mapa futuro parece que han llegado para quedarse.

Hay muchos fabricantes que se han puesto manos a la obra y ofrecen cada uno su versión de este artículo para su venta. En el caso de Manufacturas Arplast, lo que comenzó como series de producción solidarias, que se hicieron para la donación a hospitales y residencias donde los medios de protección llegaban escasos o no llegaban, se ha convertido en una tienda on-line de mascarillas higiénicas y pantallas de protección, dos  productos más de fabricación para la venta, ahora, que todos nos ponemos en marcha y bajo una  normativa para protección propia y de clientes.

Vemos como los comercios se preparan para recibir a sus clientes convencidos de que la higiene y la desinfección ha pasado a un primer plano con el que no descuidarse, lo mismo que los profesionales. Todos formamos parte de esta nueva preocupación que solo podemos combatir, mientras sale la vacuna, con medidas protectoras como mascarillas quirúrgicas, pantallas faciales y pantallas de metacrilato de separación de interlocutores en mostradores, bares, oficinas, etc…

Se esperan rebrotes, no sabemos si más fuertes o menos virulentas pero el caso es que está en boca de los profesionales de la sanidad advirtiéndonos de no cesar en la prevención y la higiene, así como la separación social de 2 m.

Queremos lanzar un mensaje de tranquilidad, el miedo no es bueno, y sin dejar la prudencia de lado, podemos afrontar las fases nuevas con optimismo. Los geles hidroalcohólicos, la exigencia de la mascarilla en espacios cerrados parece una buena medida preventiva y si hacemos caso, es posible que este verano podamos convivir con un turismo, de nuevo incipiente, después de ser uno de los países más reticentes a su acogida y paliar las  pérdidas del sector turístico.

El dilema de preservar la salud y la economía ofrece un debate que no puede decantarse solo hacia un lado, sino que hemos de admitir la convivencia para volver a cotas pasadas estableciendo una nueva normalidad basada en la prevención que, esperemos también ayude a mantener las multitudes más dispersas en beneficio de todos. Puede parecernos una barbaridad acotar las playas en parcelas, pero no nos parecía una barbaridad estar pegados en ellas. Quizá todo esto traiga consigo un equilibrio que poco a poco vayamos aceptando como más saludable y pensar un poco en lo más conveniente para todos.

Con un  poco de aquí  y otro poco por allá llegaríamos a establecer un equilibrio que nos llevara a un poco de orden en este caos. La naturaleza nos llama a tomar consciencia de nuestros actos.

Si lo ves interesante, comparteloEmail this to someone
email
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies